Érase una vez un alemán llamado Wolfgang Feist que construyó la primera casa pasiva del mundo en 1991. ¿Qué es lo que hizo este alemán? El doctor Feist, que era físico y astrónomo, se basó en una serie de medidas para reducir el consumo energético en el hogar, de forma que permite el ahorro económico en la factura y al mismo tiempo ayuda a conservar el planeta. Sin embargo, tener una casa pasiva no es la panacea universal para el ahorro energético. Los clientes que quieran notar como su factura disminuye deben prestar una especial atención a las tarifas contratadas para sus suministros de luz y gas.

Revisa la factura

A menudo los inquilinos de un hogar quieren ahorrar en su consumo comprando electrodomésticos que gastan menos energía, apostando por el autoconsumo de paneles solares o mejorando el aislamiento de su casa. No obstante, aunque estas son medidas necesarias para este fin, se han olvidado un paso muy importante. Estos usuarios están construyendo la casa por el tejado y han obviado cuánto pueden ahorrar ajustando su tarifa energética.

Las casas que centran como mínimo el 30% de su consumo durante las horas nocturnas (a partir de las 23:00) pueden reducir notablemente su factura con una tarifa de discriminación horaria. Ya no se trata de encontrar qué comercializadora ofrece la luz más barata sino de estudiar el consumo particular de la vivienda y buscar una tarifa que se adapte a él. Para ello, un buen recurso es utilizar los comparadores de luz, que a través de las informaciones de la vivienda generan una lista con las modalidades que ofrecen la luz más barata a esas necesidades indicadas por los clientes. En este sentido, como cada hogar tiene sus particularidades, las asociaciones de usuarios como la OCU no se decantan por una única compañía eléctrica más barata. En el mercado  libre actual hay cerca de 250 comercializadoras eléctricas que ofrecen diferentes tarifas para los potenciales clientes como Gas Natural Fenosa (actual Naturgy), Iberdrola, Endesa, EDP, etc. Sin embargo, los españoles contratan mayoritariamente a los grandes nombres de este sector, aunque poco a poco las pequeñas comercializadoras van robando clientes a estos. Por ejemplo, Naturgy (ex Gas Natural Fenosa) perdió cerca de 120.000 contratos de luz el pasado año. Pero sigue siendo una de las empresas a la cabeza en este mercado, para más información sobre esta compañía puede consultarse este enlace  https://www.tarifasenergia.com/gas-natural-fenosa/.

Las claves del funcionamiento de una casa pasiva

Ahora es el momento de convertir una vivienda en una casa pasiva. Estos son los cinco principios que hicieron que Wolfgang Feist fuera el padre de los hogares de este tipo:

  1. La principal características de las casas pasivas es que cuentan con un aislamiento adecuado gracias al cual no penetra la temperatura exterior. Para ello es necesario estudiar qué materiales colocar y cuáles son las zonas que más aislamiento requieren.
  2. No puede haber fugas de aire, los agujeros en la envolvente de la vivienda deben ser inexistentes.
  3. En la misma línea que el punto anterior, tampoco debe haber puentes térmicos. Esto quiere decir que el calor y el frío viaja por algunas partes de la casa como las paredes, suelos, techos y ventanas.
  4. Las ventanas son uno de los puntos a estudiar, primero por la necesidad de aislarlas (normalmente con doble vidrio) y en segundo lugar porque su orientación hacia el sol hará que la casa acumule calor en invierno además de favorecer una correcta ventilación.
  5. Por último, Feist consideró necesario un Sistema de Ventilación Controlada (SVC) para garantizar un aire saludable en el interior de la vivienda sin perder el frío o calor interior.

Con estos cinco principios la casa puede mantener una correcta temperatura sin perder el frío o el calor. Una casa pasiva necesita un 90% menos de energía y el 10% restante puede ser proporcionado por el calor corporal, los electrodomésticos o un buen control solar. De esta forma se prescindiría del uso de las calefacciones tradicionales. En este artículo la OCU manifiesta su opinión acerca de invertir o no en casas pasivas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.